Eco-museo subacuático en Francia

Hace menos de una semana de la apertura del eco-museo submarino de Cannes, un proyecto original tardó 4 años en completarse.

El Museo Subacuático de Cannes, está compuesto por obras de Jason deCaires Taylor. La propuesta artística y medioambiental tiene un doble propósito:  proteger el fondo marino y a atraer a los amantes del buceo hasta la Costa Azul.

El nuevo eco-museo es el primero de estas características en el Francia y en aguas del Mediterráneo, pero el artista británico ya ha creado obras de arte respetuosas con el océano en el pasado  como el Museo Atlántico de Lanzarote. Este último lo visitamos en uno de nuestros viajes de buceo.

La obra

El Eco-museo de Cannes es un parque de esculturas subacuáticas, que presenta una serie monumentales retratos tridimensionales, cada uno de más de 2 metros de altura y casi 10 toneladas de peso, diseñadas para enriquecer la vida marina en la zona.

Jason Decaires Taylor explica que los perfiles pétreos no son anónimos, sino que se basan en miembros de la comunidad local, de variedad de edades y profesiones. El artista realizó un molde de los rostros de 45 voluntarios y de estos escogió 6 para convertirlos en las enormes efigies. Por ejemplo, Maurice, un pescador de 78 años o Anouk, un estudiante de primaria de 7 años.

Cada rostro se escala y se divide en dos partes:

  • El  lado que  mira hacia la costa es “dinámico e imponente, representa fuerza y ​​resistencia.
  • El otro lado, que  mira al océano,  muestra fragilidad y decadencia.

Además, la cara exterior se asemeja a una máscara, evocando la imagen del misterioso Hombre de la Máscara de Hierro, encarcelado durante once años en la isla, rindiendo homenaje al cine, tan ligado a la vida cultural de Cannes.

La visión del artista

Para Jason deCaires Taylor,  su trabajo es una metáfora del océano:

«Desde tierra, vemos la superficie, tranquila y serena, o poderosa y majestuosa.  Esta es la vista de la máscara del mar. Sin embargo, debajo de la superficie hay un ecosistema frágil y finamente equilibrado, que fue continuamente degradado y contaminado a lo largo de los años por la actividad humana».

La obra de deCaires tiene como objetivos:

  • Llamar la atención sobre el mar:, una biosfera frágil que necesita protección urgente.
  • Concienciar a la opinión pública sobre la necesidad de proteger los fondos marinos.
  • Cambiar nuestra relación y cómo vemos el mar.
El eco-museo submarino protege la biodiversidad

El proyecto artístico  tiene también un propósito de investigación: un seguimiento regular del ecosistema submarino del archipiélago de las islas de Lérins, donde los científicos podrán observar la evolución de la biodiversidad marina, el crecimiento de la flora y la fauna y proteger este rico espacio natural.

Las estatuas están realizadas en hormigón de pH neutro tienen tal textura en su superficie que fomenta la creación de nidos y áreas protegidas para todas las criaturas marinas.  Promoviendo el incremento de la biomasa marina y la reproducción de las especies marinas.  En un rincón que, según los expertos, lleva cerca de 30 años sin posidonia, y cuya presencia se pretende recuperar.

Ubicación del eco-museo submarino en Cannes

Las esculturas sumergidas a una profundidad de entre tres y cinco metros. descansan sobre áreas de arena blanca en la parte sur protegida de la isla de Santa Margarita. La zona fue anteriormente un área de infraestructura marina en desuso. Que, como parte del proyecto, hubo que limpiar significativamente, removiendo desechos marinos como motores viejos y tuberías,

El acceso al Eco-Museo submarino en Cannes, de  momento, es gratuito y aunque basta con contar con una máscara y un tubo para poder disfrutar de las obras, con un buen equipo de buceo la experiencia será muchísimo mejor.

Eso sí, primero hay que ir (en ferry) a la isla Santa Margarita, frente la bahía de Cannes. Donde, además, se encuentra el musée de la Mer, que ocupa parte de la cárcel fortaleza donde estuvo encerrado el hombre de la máscara de hierro, fuente de inspiración en la creación de las gigantescas máscaras submarinas.

Si sabéis idiomas y queréis saber algo más, podéis visitar la página de turismo de Cannes, pero no perdáis el tiempo en cambiarlo a español, que no funciona…

Fotos y vídeos: Jason Decaires Taylor